Osos

Como mi blog es ignorado, me voy a atrever a escribir los más grandes osos que he cometido. Aquellos Días de Perros que hicieron de mi un alcoholico para olvidar mi triste pasado.

Recuerdo un día de mi adolescensia en que pasé a comerme unos sopes antes de irme a ver a mi “pior es nada”. Pinches sopes estaban bien cabrones y picosos elevarón mi Ki 10 niveles.

Pero como todas las chavas se arreglan a más no poder, pues la tuve que esperar y me senté en la mesa junto al suegro, pero tenia ganas de echarme un pedo, y que me lo echo…(de esos silenciosos que como joden) y el suegro dice:

-“¡Quítate, perro!”

Luego luego pense:”Ahuevo, le echó la culpa al perro”, y me eche otro…

-“¡Quítate perro!”

“Me salvé otra vez”, pense. Y ya encarrerrado que me echo el tercero…

-“¡Quítate perro, que este menso te va a CAGAR!”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: